Adéntrate y descubre la historia y la cultura árabe e islámica.


lunes, 9 de marzo de 2009

EL ÚLTIMO PATRIARCA
Nos encontramos ante la segunda novela escrita por Najat al Hachmi, que tras recibir el premio Ramón Llull a principios de este año, es traducida meses depués al castellano.
Es la historia de la familia Driouch, narrada por la protagonista, la hija de Mimoun, el último patriarca de esta saga marroquí. Al principio la historia nos cuenta el modo de vida de esta familia y sobre todo la vida de Mimoun. Desde muy pequeño se encaprichará de la madre de la protagonista, hasta que consigue casarse con ella. Más tarde, Mimoun considera que Marruecos no es su sitio y decide translarse a España, a un pueblo catalán, donde sin duda no pasará desapercibido... entre otras cosas por sus armas de seducción y por su personalidad conflictiva y agresiva.
Tras un problema con la mujer del jefe en el lugar donde trabajaba como albañil, y problemas con su tio, ya residente en Cataluña, decide regresar a su lugar de nacimiento y llevarse con él a su mujer y a su pequeña hija, a la cual querrá como nunca quiso a nadie.
En la segunda parte de la novela, la narradora se hace más presente, su lenguaje irá evolucionando, arrancan entonces las páginas de auténtica lucha por encontrar un lugar en el mundo, en un país en el que no es el suyo, ni siquiera la cultura es la misma. La autora se divide innumerables veces entre la cultura de su familia y la cultura de sus amigos y compañeros del colegio. Asistimos así al descubrimiento de la amistad, del sexo, de la pasión del amor, de la desigualdad, de la sublevación ante la crueldad, y la sinrazón de su padre, un desalmado hombre con doble moral, tan ávido de poder sobre "sus mujeres" para reafirmar su status de hombre, que personalmente me ha provocado una gran impotencia y rabia, hasta finalmente odiar a este personaje.
Su reafirmación como hombre, como patriarca, es a través del poder y control que ejerce sobre sus mujeres, "Mimoum conseguiría siempre que las mujeres de su vida le fuesen convirtiendo en patriarca" dice su hija, que es su predilecta y más deseada que un hijo varón por Mimoum por ese mismo motivo. El patriarca domestica a sus mujeres para ser hombre y no sólo a las mujeres de su cultura, también lo intenta, y llega a conseguirlo, con mujeres de la cultura occidental con las que mantendrá diversos tipos de relación. Y domesticadas y sometidas, en ocasiones volverán a justificarlo: "si es de buena pasta"... Es su hija la única que, llegada a la adolescencia adelantada, se rebela y todos sus 'peros' al patriarca van conducidos a romper con la tradición del sometimiento a una relación brutalmente desigual. Descubrirá la terrible realidad de comprobar que el padre que tenía que haberla protegido de las agresiones externas, es lo más nocivo que ha existido en su vida. En la novela aparece un hombre con celos patológicos que usará como justificación de sus actos, celos que son determinantes en su conducta y que terminan por escandalizar hasta su propia madre.
El libro en sí tiene un lenguaje muy sencillo y fácil de seguir, aunque a veces crea confusión sobre quién cuenta la historia, pero solo en los primeros capítulos, más tarde el enigma se resuelve sin niguna dificultad.
En esta historia, que según la escritora afirma que no es autobiográfica, pienso que hay mucho de verdad.Personalmente me parece una novela con matices que nos hacen descubrir ciertas situaciones de la cultura de la escritora sin llevarnos las manos a la cabeza. En cambio, la forma que tiene la escritora de narrar las situaciones con un toque de humor, incluso cuando son dramáticas, es algo que no me pareció apropiado, no me gustó nada las partes de la historia en la que ella y su madre encuentran justificación para las barbaridades que comete su padre....Y, cuando pensaba que finalmente la escritora iba a ser valiente, me desilusioné mucho con el final de esta novela y la forma de hacer las cosas de la protagonista para deshacerse de su padre, haciendo cosas que ella misma tampoco quería, solo para defraudar a su padre.
El libro está muy bien narrado y bien estructurado, pero la historia, personalmente no me ha gustado nada, ni la personalidad de ninguno de los personajes.
No es un relato sobre la inmigración (aunque se retrate en determinados momentos y planee sobre el argumento constantemente) si no más bien eso, una historia del conflicto generacional-cultural entre un padre y su hija predilecta.

Visitas

Avisos Clasificados Buenos AiresTurismo OnlineAvisos Clasificados Gratis en Brasil